Economía

Piden reducir impuesto a combustibles ante aumentos en Honduras

Empresarios le plantearán al nuevo gobierno una serie de medidas para evitar más alzas a los combustibles y la energía
07.01.2022

TEGUCIGALPA, HONDURAS.- Los precios de los combustibles podrían seguir aumentando este año debido a las condiciones del mercado internacional. Así lo advierten representantes de la cadena de comercialización de los derivados del petróleo.

En consecuencia, los precios de la energía, los alimentos y demás bienes también reflejarán aumentos.

Ante este panorama, la propuesta es que el gobierno tome medidas para evitar el impacto al bolsillo de los consumidores, entre estos que reduzca los impuestos, que son los segundos más altos en la región centroamericana, solo superado por Costa Rica, explicó el presidente de la Asociación Hondureña de Distribuidores de Productos del Petróleo ( Ahdippe), Juan Carlos Segovia.

LEA: Sector industrial sí pagará el 35% de aumento a la energía eléctrica

“Si el gobierno establece que lo que se decretó en 2014, que fueron 25 centavos de dólar por galón, si decide derogar serían unos seis lempiras, que rondan los 3,000 millones en impuestos para el Estado”, detalló Segovia al anunciar que están esperando reunirse con las autoridades de la comisión de transición del nuevo gobierno de Xiomara Castro para exponer la temática del rubro de los combustibles.

El panorama “es complejo debido a la aparición de variantes y los países exportadores pusieron en espera la producción de 400,000 barriles de petróleo diarios y eso hizo que el barril esté llegando a los 80 dólares”, explicó el entrevistado.

VEA: A partir del 18 de enero negociarán el ajuste salarial

El costo de la energía

El precio de los combustibles impacta en el costo de la energía y de seguir aumentado para el próximo trimestre (abril-junio) se reflejaría una nueva alza, estiman analistas en energía.

En ese sentido, recomiendan que, además de buscar medidas de corto plazo para reducir el precio, se aplique el plan de rescate de la Empresa Nacional de Energía Eléctrica ( ENEE) para reducir las pérdidas, renegociar contratos y abrir el mercado.

El desafío es grande para el nuevo gobierno -explican analistas- ya que recibirán un país con más pobreza, desempleo y deudas.