Sucesos

Última foto, único testigo y autopsia: momentos clave del homicidio de Keyla Martínez

A medida pasan las horas, la indignación ciudadana aumeta y surgen nuevos detalles en el caso que ha puesto sobre la tela de juicio la seguridad en los recintos policiales

FOTOGALERÍA
11.02.2021

TEGUCIGALPA, HONDURAS.- Las pruebas que parecían destinadas a quedar como un secreto entre los victimarios de Keyla Martínez comienzan a salir a la luz. A cada minuto la indignación entre los hondureños crece y las autoridades se ven obligadas a mostrar celeridad en las investigaciones, pues la sociedad se niega a que el caso de la joven estudiante de enfermería se sume a las altas estadísticas de impunidad.

El pasado domingo 7 de febrero, Keyla Patricia Martínez debía salir de la celda policial donde fue retenida por incumplir el toque de queda vigente en Honduras, pero salió antes de tiempo, ya sin vida. Tras ser detenida a altas horas de la noche del sábado, la joven fue puesta en una solitaria celda de la posta policial de la ciudad de La Esperanza, Intibucá, donde según la versión de las autoridades a cargo de su vigilancia, fue hallada asfixiándose con su propia blusa.

Desde ese momento, miles de hondureños pusieron en tela de juicio la postura de la Policía Nacional, sobre todo, aquellos que conocían a la joven de 26 años, quienes la describen como una persona 'alegre, soñadora y emprendedora', alguien con formación cristiana y que había sido el instrumento para salvar muchas vidas.

A continuación exponemos los momentos clave del homicidio que provoca una fuerte polémica y protestas en Honduras.

ADEMÁS: Doctor escuchó 'que Keyla Martínez decía que la sacaran, que sino se mataría'

+ 'Nuestra familia ha sido amenazada': Tía de Keyla Martínez

1. Informe hospitalario

Los médicos que realizaban su turno la madrugada del domingo 7 de febrero en el Hospital Dr. Enrique Aguilar Cerrato aseguran que el cuerpo de la joven llegó a la emergencia sin signos vitales, eso fue lo que explicaron en un reporte escrito a mano en el libro de control de ingresos, sin imaginarse que ese registro rutinario se convertiría en el primer elemento para desmarañar la oscura trama.

'2:55 am / 7-2-2021 A esta hora se recibe pte (paciente) en sala de emergencia traída por la policía. Pte con nombre Keyla Patricia Martínez Rodríguez con NI (número de identidad) 1006-1994-00205 la cual ingresó al hospital fallecida, se contrata s/v (signos vitales) ausentes. Se les explicó a los miembros de la policía que la pte se encuentra fallecida, el policía responsable con nombre Yorman Anael Ventura con NI: 0309-95-00024, con NT 9763-6489, ellos toman datos de médico general de guardia Dra. Zúniga y Lic de Triaje Daniela Ayes. Pte se trasladó a la morgue y se llamó a la fiscalía', reza el manuscrito.

Este es el informe que elaboraron en el hospital tras el ingreso de Keyla ya fallecida.

Este es el informe que elaboraron en el hospital tras el ingreso de Keyla ya fallecida.


Dicho informe contrariaba la versión policial que indicó que Keyla fue llevada moribunda al centro médico.

El personal sanitario no solo emitió un comunicado el día siguiente explicando su propia versión, sino también lamentando la muerte de Martínez, pues durante un tiempo formó parte del equipo médico en esas instalaciones.

2. Última fotografía con vida

La abismal diferencia entre ambas versiones dio pie al surgimiento de una exigencia colectiva. A través de miles de mensajes y publicaciones en redes sociales se exigía '#JusticiaParaKeyla' y una profunda investigación en el caso.

Horas más tarde, comenzó a circular la última fotografía de Keyla con vida. Era la que le tomaron en la ficha policial para documentar su captura. La joven vestía una blusa clara sin mangas y un pantalón oscuro, dicho atuendo es una pieza fundamental para las investigaciones, pues con esa blusa -según las autoridades- intentó quitarse la vida.

Así lucía Keyla Martínez en su última fotografía con vida, antes de ingresar a la celda.

Así lucía Keyla Martínez en su última fotografía con vida, antes de ingresar a la celda.

3. Único testigo

Desde que se supo la trágica muerte de la joven se conoció que no fue detenida sola, pues la noche del sábado 6 de febrero regresaba junto a un médico con quien había asistido a un convivio con un grupo de amigos. Ambos fueron detenidos acusados de violentar el toque de queda, ingerir bebidas alcohólicas y realizar escándalo público.

El médico fue identificado como Edgar José Velásquez Orellana, quien fue colocado en una celda alejada de la de Keyla, pero que se convirtió en la única persona que presenció la captura, traslado y el encarcelamiento de ambos.

Desde ese día el profesional de la salud se ha mantenido reacio para brindar declaraciones, por lo que no ha sido posible precisar qué otros detalles puede aportar a las investigaciones.

VEA TAMBIÉN: Así es la celda policial donde murió la estudiante Keyla Martínez (FOTOS)

4. Reveladora autopsia

Tras su muerte, los restos de Keyla fueron trasladados a Tegucigalpa, capital de Honduras, ahí se debía realizar la autopsia que revelaría varios detalles como: las causas de muerte y si en verdad estaba alcoholizada cuando fue capturada, entre otras cosas.

Tras las desesperantes horas que transcurrieron sin saber qué pasó en verdad, el martes 9 de febrero las autoridades del Ministerio Público (MP) comunicaron que según el análisis forense, Keyla murió producto de una asfixia mecánica, es decir, obstrucción a las vías respiratorias, desvirtuando así la postura policial sobre su fallecimiento.

Los estudios forenses señalan que fueron encontrados rastros en la boca, como si terceros intentaron evitar que ella fuese escuchada por las otras personas que estaban detenidas esa noche en la sede policial de La Esperanza.

Yuri Mora, portavoz del MP, detalló que “se está analizando la vestimenta que andaba la muchacha en el Departamento de Marcas y Patrones de Medicina Forense”.

Por otra parte, los análisis laboratoriales practicados en Medicina Forense revelan que Keyla Martínez tenía en su sangre 290 miligramos de alcohol por cien mililitros y 360 miligramos por cien mililitros en la orina, lo que explica que tenía una intoxicación de tipo moderada, no como lo explicado por los policías.

5. Incendio en la estación policial

Como la muerte de la joven ha provocado un alto nivel de indignación colectiva, las protestas no se han hecho esperar en varios puntos del país .La ciudad de La Esperanza es el mayor epicentro.

El pasado martes 9 de febrero, aproximadamente a las 10:00 de la noche, mientras tenía lugar una de las manifestaciones, se reportó un incendio en la posta policial donde Keyla permaneció sus últimos momentos de vida, sin embargo, esto ha generado preocupación, pues se teme que durante el incidente se haya perdido evidencia clave en el caso de la universitaria muerta.

6. Interrogatorio con los sospechosos

Ese mismo martes las autoridades policiales decidieron poner a disposición del Minsiterio Público a los 13 agentes que se encontraban de turno esa noche, para que sean investigados en el caso. Todos ellos fueron removidos de la estación policial y trasladados hasta la capital.

Y este jueves se conoció que seis de ellos estaban siendo interrogados tras ser llevados a las instalaciones del Centro Integrado, en el barrio Los Dolores. Según explicaron a través de un comunicado, les realizarían estudios físicos de manera individualizada para conocer si en ellos hay huellas de los hipotéticos métodos de defensa que habría empleado Keyla, en caso de haber sido agredida.

Ahora, cinco días después de la tragedia, la familia de Keyla asegura que llegará hasta las últimas instancias para develar el misterio que opaca la muerte de Keyla, quien fue sepultada seguida de una enorme caravana de automóviles y peatones que sosteniendo globos blancos y flores gritaban para que en Honduras nunca más ocurra un hecho similar.

LE PUEDE INTERESAR: Lo que no se vio del último adiós a Keyla Martínez (FOTOS)