Honduras

Honduras cae en otra crisis política al elegir dos directivas en el Congreso Nacional  

La división en Libre ha llevado al país a una mayor incertidumbre sin que todavía se tengan claras las consecuencias para Honduras
23.01.2022

TEGUCIGALPA, HONDURAS.-Lo que Honduras no quería ha sucedido. El país se sumerge nuevamente en una crisis al elegirse este domingo dos directivas en el Congreso Nacional, llenando de mayor incertidumbre y empañando las elecciones de noviembre pasado.

La división en el partido Libertad y Refundación (Libre) ha llevado al país a una mayor incertidumbre sin que todavía se tengan claras las consecuencias para Honduras.

La mañana de este domingo 23 de enero se eligió en el Club Social de Bosques de Zambrano a la junta directiva presidida por Jorge Cálix con el apoyo de al menos 19 diputados de Libre, 15 diputados liberales, 44 del Partido Nacional y uno del Pac, para un total de 79 votos.

Por otro lado, en el edificio del Congreso Nacional se eligió a Luis Redondo, con la presencia de 34 diputados de Libre y al menos seis diputados liberales, con la salvedad que sumaron a legisladores suplentes para alcanzar el quórum.

VEA: Así queda conformada la junta paralela del Congreso Nacional

+Así queda integrada la junta directiva en propiedad del Congreso Nacional 2022-2026

Los diputados oficialistas de Libre llegaron al hemiciclo aupados por centenares de activistas que invadieron los accesos al Congreso Nacional.

Los alrededores del edificio del Congreso Nacional amanecieron tomados por los activistas de Libre, donde anoche la presidenta electa, Xiomara Castro, dio un enjundioso discurso acusando de traidores a los rebeldes de Libre.

Ante la invasión de activistas, la directiva provisional presidida por Cálix, y a razón de que las condiciones de seguridad para los diputados no estaban garantizados, decidió trasladar la sesión a Bosques de Zambrano, en la salida al norte de la capital.

A las 8:40 de la mañana se reunieron los diputados y un mínimo de 79 diputados eligieron a Cálix como presidente del Congreso Nacional, así como al resto de las autoridades de la junta directiva en propiedad.

Minutos después, casi a las 9:00 de la mañana, el grupo de Luis Redondo comenzaba una sesión paralela en el palacio legislativo para ratificar una junta directiva con él como titular.

— Diario El Heraldo (@diarioelheraldo) January 23, 2022

División interna

Un cisma interno de Libertad y Refundación (Libre) tiene a Honduras a las puertas de una crisis nacional de dimensiones inciertas.

El origen del conflicto data de diciembre, tras conocerse los primeros resultados de cómo quedaría integrado el Congreso Nacional.

Un grupo de diputados de Libre mostraba su rechazo al acuerdo que daba las llaves a Salvador Nasralla a nominar al candidato a la presidencia del Poder Legislativo. Como parte del arreglo, Nasralla declinaba a su candidatura presidencial para sumarse a la fórmula de de la candidatura presidencial de Xiomara Castro y, a cambio, este podría designar al titular del Congreso Nacional. Libre apoyaría esa candidatura.

El rostro más visible de esta facción fue Beatriz Valle, quien abiertamente propuso a Jorge Cálix, ya que los votos entre Libre (50 diputados) y Partido Salvador de Honduras (10) no alcanzaban el número mágico de 65 parlamentarios necesarios para elegir una junta directiva.

DE INTERÉS: Jorge Cálix, presidente del Congreso Nacional 2022-2026 en inédita y polémica sesión

Además, la presidencia del CN debería quedar en manos del partido ganador, no en una minoría, expuso.

A finales de diciembre, Nasralla nominó a Luis Redondo, pero a esa fecha el pacto tambaleaba y su presidencia no era tan firme por el creciente rechazo del bloque de Cálix en Libertad y Refundación.

La grieta se hizo más fuerte cuando Xiomara Castro y Manuel Zelaya, coordinador del partido, llamó a los 50 diputados de Libre a una reunión el jueves, un día antes para elegir la junta directiva provisional del CN, para hacer valer el acuerdo, pero no llegaron 20 legisladores.

Finalmente, la candidatura de Cálix logró sumar 21 diputados de Libre, 18 liberales, 44 nacionalistas, uno de la Democracia Cristiana y uno del Pac para que lo nombraran con 85 votos como presidente provisional del Poder Legislativo el viernes 21 de enero.

Los disidentes de Libre que apoyaron esa decisión, y se rebelaron a la dirigencia, fueron expulsados el mismo día, pero ni ese hecho frenó el camino para que ratificaran este domingo (con seis votos menos) a Cálix como presidente en propiedad y al resto de la junta directiva.

¿Dos juntas directivas?

Los analistas lamentan que todavía no entra en función el nuevo gobierno y Honduras ya está a las puertas de una crisis.

“Hay una crisis porque hay dos juntas directivas”, explicó el abogado Félix Ávila, en referencia a los bloques antagónicos de Cálix y Redondo, ya que cada cual hizo el protocolo de juramentación.

No obstante, Ávila explicó que “a mí entender, (la de Jorge Cálix) es la que tiene el respaldo de los diputados propietarios y se deriva de la junta directiva provisional, lógico que la que goza del respaldo de la presidenta es la de Redondo”.

“Ni siquiera se ha instalado el gobierno… Lo que nos espera estos cuatro años… crisis en crisis”, lamentó el experto.

DE INTERÉS: Convocatoria a quemarropa de Congreso genera molestias en redes sociales

El también abogado constitucionalista Juan Carlos Barrientos también opinó en la misma línea de Ávila: al ser el bloque con los votos suficientes, 85 en esa ocasión, Cálix quedó legalmente investido como presidente provisional del CN.

Una vez juramentado, era él quien, por ley, debe convocar y presidir la sesión para elegir a la junta directiva en propiedad, y no Redondo, acotó. Igualmente, estaba facultado para mover el lugar de esa sesión, por lo que la instalación en Bosques de Zambrano gozó de legalidad.

En ese sentido, el profesional del derecho fue enfático: 'No hay dos congresos ni juntas directivas, solo hay una. La única es la que se eligió en Bosques de Zambrano en donde se convocó legalmente'.

No obstante, Ávila no obvia la inédita crisis desatada por “las ambiciones particulares” y que “no sabemos cuánto pueda durar”.

ADEMÁS: Jorge Cálix: 'Esta junta directiva está desde hoy al servicio de la presidenta Xiomara Castro'