Honduras

Fabio Lobo contrató a policías acusados por Estados Unidos

En informe revelado por el Departamento de Justicia de Estados Unidos señaló que los acusados (policías) participaron y apoyaron en las actividades de tráfico de drogas con Fabio Lobo

29.06.2016

Nueva York, Estados Unidos
Pagar sobornos y seguridad para mover cocaína que se llevaría a Estados Unidos habrían acordado los seis policías acusados de traficar droga con el hondureño Fabio Lobo y una red criminal de narcotraficantes.

Este miércoles se informó que los miembros de la Policía Nacional de Honduras Ludwig Criss Zelaya Romero, Mario Guillermo Mejía Vargas, Juan Manuel Ávila Meza, Carlos José Zavala Velásquez, Víctor Oswaldo López Flores y Jorge Alfredo Cruz Chávez estarían involucrados en el tráfico de cocaína.

La acusación revelada por el Departamento de Justicia de Estados Unidos señaló que los acusados (policías) participaron y apoyaron en las actividades de tráfico de drogas con Fabio Lobo, hijo del expresidente de Honduras Porfirio “Pepe” Lobo.

El documento detalla que a inicios de 2014, Lobo acordó en brindarles seguridad y apoyo logístico para movilizar toneladas de cocaína por Honduras que supuestamente pertenecían al Cartel de Sinaloa en México y que se importaría a los Estados Unidos.

El acuerdo era que, por la asistencia al grupo de narcotraficantes, recibiría un millón de dólares por asegurar el traspaso de la droga.

En ese sentido, Fabio presentó a los seis miembros de la seguridad de Honduras a dos supuestos narcotraficantes mexicanos miembros del Cartel de Sinaloa con quienes sostuvieron una reunión para mover la droga por el país.

Durante el encuentro la policía mostró un mapa de Honduras y los puestos de control, al mismo tiempo que planearon una ruta por donde transitaría la cocaína.

Los acusados acordaron que tomarían un soborno de unos 100 mil dólares cada uno y que además aceptarían 200 mil más para pagar a sus subordinados con el objetivo de proveer seguridad para cuidar la cocaína que transitaba por Honduras antes de ser importada a Estados Unidos.

Mira también: Las 5 claves en caso de policías acusados por la justicia de Estados Unidos

Ficha clave

El hijo del expresidente hondureño Porfirio Lobo Sosa, Fabio Lobo, era la ficha clave en las operaciones de apoyo y logística a los seis policías acusados por importar cocaína a los EUA.

La acusación contra los oficiales se conoció este miércoles e incluye cargos por tráfico de armas y delitos conexos según el informe de la fiscalía de Nueva York.

Fabio Lobo se declaró culpable el 16 de mayo de 2016 de los cargos por narcotráfico. Fue detenido en Haití el 20 de mayo 2015 y un día después fue extraditado a Estados Unidos.

”Los acusados eran miembros de la Policía Nacional de Honduras y participaron y apoyaron las actividades de tráfico de drogas de, entre otros, -Fabio- Lobo”, resalta el informe.

Lobo está programado para ser sentenciado el 15 de septiembre de 2016, y se enfrenta a una condena mínima obligatoria de 10 años de prisión y una pena máxima de cadena perpetua .

El informe destaca que “el gobierno de Honduras declaró recientemente una “situación de emergencia” con respecto a la Policía Nacional y estableció una Comisión Especial con autoridad para investigar la corrupción y despedir o suspender a miembros de la Policía Nacional, entre otras sanciones. A partir de ello, la Comisión Especial ha sancionado a varios policías”.