Cristian Nolasco: “Hay grupos de WhatsApp solo de venta de drogas”

El confinamiento por la pandemia del covid-19 propició nuevos métodos de operación en los vendedores de droga, confirmó el vocero de la DPI. Autoridades instan a población a denunciar los ilícitos

El experto en temas de microtráfico y vocero de la Dirección Policial de Investigaciones (DPI), Cristian Nolasco.

Por: Redacción

min. de lectura

TEGUCIGALPA, HONDURAS.- El nuevo Código Procesal Penal y la falta de denuncias por parte de la sociedad son algunos de los eslabones que permiten que la Policía Nacional y fuerzas que combaten el tráfico de drogas no alcancen eficacia en Honduras.

Así opina el experto en temas de microtráfico y subcomisario de la Policía Nacional de Honduras, Cristian Nolasco, quien también es vocero de la Dirección Policial de Investigaciones (DPI).

La Unidad Investigativa de EL HERALDO Plus, después de desvelar los nuevos mecanismos que utilizan las redes del crimen organizado para la distribución de droga, conversó con Nolasco, especialista en estos temas:

LEA: Hasta por delivery venden droga en Honduras

¿Ustedes qué saben sobre redes de microtráfico que ahora venden drogas hasta por servicio a domicilio?

Claro, la pandemia ha venido a globalizar todo. Si la montaña no va a Mahoma, Mahoma va a la montaña. En tiempos de pandemia todo se ha acelerado, incluso hay grupos de WhatsApp solo de venta de drogas.

Entonces me está diciendo que el crimen organizado se está modernizando, ¿cuáles son otros de los nuevos métodos que utilizan para traficar la droga?

Sí. Siempre el método más común son bares o cantinas. Otro método es a través de los carritos de hot dogs, la persona que anda vendiendo chicles, incluso en los cigarros, sacan el tabaco y meten otra cosa.La forma más común de vender es a pie. La persona anda por la calle a pie y lo que pasa es que ellos tienen su punto donde tienen la droga escondida y tienen a alguien que tenga un negocio formal para que les cuide la droga y solo llegan a sacar los carruquitos.

Llama mucho la atención que hay colonias como la Kennedy, el Hato o Villa Nueva donde en sus postas la droga se vende con completa normalidad, es decir, en las barbas de la Policía se trafica, entonces, ¿qué pasa en estos escenarios?

Mire, por lo menos la fuente de la Policía no le puede decir que en esa esquina venden droga. ¿Sabe por qué? Porque si en esa esquina venden droga y si yo sé, y soy de la DPI, tengo que darle seguimiento y hasta que opero y decomiso hago público esa información.

Lo que pasa es que ellos tienen punteros (personas que vigilan) en las cuadras y cuando miran que la Policía va ellos esconden la droga y nosotros hacemos allanamiento, pero cuando llegamos ya no encontramos nada, pero teníamos la información de que ahí hay droga.

ADEMÁS: En Olancho se respira inseguridad: “Aquí no mandan las autoridades, dominan los narcos”

¿Entonces cuál es la tarea o qué es lo que tiene que hacer la Policía y otros entes para menguar con esta situación? Porque en cualquier lugar la droga se vende con suma facilidad y cerca de postas policiales.

El detalle es la cultura de la denuncia. El policía es policía y ser humano, tiene familia, tiene hijos, tiene padre, tiene todo. El problema es que la gente piensa que uno es omnipotente y que solo porque ellos saben que en tal lugar venden droga uno tiene que saberlo, pero el ciudadano cree que uno sabe todo, pero si ellos saben (sociedad), pasen la información.

¿Qué pasa, entonces, con la Inteligencia de la Policía?

Lo que pasa que antes la Inteligencia de la Policía era vista como violador de derechos humanos, por ejemplo: le gustaría ahorita a usted que yo estuviera revisando con el aparato que tengo aquí a mi lado cuántas fotografías o mensajes tiene de su vida privada, ¿le gustaría?, ¿verdad que no? Bueno, es porque es su vida privada.

Entonces antes con la Inteligencia había una vigilancia desproporcional, ahora no. Ahora si yo quiero registrar su teléfono tengo que tener una autorización judicial.

¿Qué métodos utilizarán para hacerle frente a los nuevos mecanismos de venta de droga?

La Policía Comunitaria porque es para denunciar los lugares donde venden droga y llegue la información a nosotros, porque hay casos que la misma gente los esconden.

¿Cuál es el mayor reto para desarticular las redes de microtráfico o traficantes individuales?

Los procesos judiciales. Yo puedo ver a alguien que está vendiendo droga, pero si no está grabado o algo un juez no le cree al policía y hay que dejar libre a la persona aunque los policías miremos que en efecto están vendiendo droga.

Con este Código Procesal Penal, el tema acusatorio, le han apostado más a la prueba técnica o científica. Hemos perdido mucha credibilidad en cuestiones de autoridad y muchas veces ni al policía le creen.

¿Cuál es organización criminal con más poderío en Honduras?

La MS-13

¿Cuáles son las principales plazas de las drogas en Honduras?

Discotecas, cancha de fútbol, bares, billares, parques.

Notas Relacionadas