Medida
5 de Febrero de 2013

Seguro Social anuncia suspensión de servicios a empleados públicos

02:55PM  -  Redaccion  

La junta directiva tomó la medida ante la morosidad y falta de pago de las cotizaciones por parte del Estado hondureño en su condición de patrono. Unos 74 mil empleados más sus derechohabientes serían afectados.

A partir del 1 de marzo, los empleados del sector público en Honduras no podrán disponer de los servicios que otorga el Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS).

La decisión fue adoptada este martes por la junta directiva del Seguro Social, debido a la mora de al menos 266 millones que mantiene desde septiembre pasado el Estado hondureño en su calidad de patrono con el hospital de segunda categoría.

Aproximadamente unos 74 mil burócratas que son derechohabientes del
IHSS

y sus parientes afiliados no podrán recibir consulta externa, atención en la sala de Emergencia ni practicarse exámenes de laboratorio por morosidad y falta de pago de las cotizaciones.

El director del IHSS, Mario Zelaya, dijo que han mantenido conversaciones con el ministro de Finanzas sobre la conciliación y el pago pendiente a la institución.

Explicó que en la reunión de hoy, los miembros de la junta directiva -la máxima autoridad del IHSS- manifestaron su inconformidad por la mora del Estado y dieron instrucciones para que "continuemos con el cobro de la deuda que ya está conciliada" y que ronda los 266 millones de lempiras.

Asimismo, la junta instruyó para que se enviara un oficio a Cerrato exigiéndole el pago de la esa mora, de lo contrario se suspenderán los servicios a partir del 1 de marzo.

El IHSS ofrece cobertura en 20 municipios de Honduras, entre ellos el Distrito Central, San Pedro Sula, La Ceiba, Comayagua, Siguatepeque, Juticalpa y Choluteca.

La determinación adoptada hoy por la junta directiva evidencia nuevamente la crisis fiscal del gobierno hondureño que dirige el presidente Porfirio Lobo.

El lunes, la comunidad de países cooperantes, conocida como G16, expresó en un comunicado su preocupación en torno a las debilidades
que presenta el presupuesto 2013, y su intención de direccionarlo hacia un marco creíble y transparente.

Asimismo, el G16 se refirió a la suspensión de las exoneraciones fiscales y sugirió al Estado hondureño manejar un criterio exclusivamente técnico, bajo reglas claras y compartidas.

Desde finales de 2012, centenares de empleados públicos de distintas dependencias han realizado protestas frente a la Secretaría de Finanzas para reclamar el pago de salarios atrasados.

La mora del Estado abarca también al sector construcción, que reclama el pago de más de dos mil millones de lempiras.

+ Comunicado del G-16

Ver más noticias de Pais

( )