TRAJE. El indómito, el “mano dura” de Guatemala y el exguerrillero salvadoreño llegarán hoy a la Casa Blanca luciendo sus mejores galas, bien peinaditos, con sus trajes bien planchaditos, y con un listado de peticiones sobre los inmigrantes. A ver qué consiguen con el tronco donde se rasca el tigre.

TIERRA. En otras palabras, hoy les darán de beber de la misma medicina que le dan a los alcaldes de sus países cuando se dejan venir desde tierra adentro hasta la capital, bien chaineaditos, llenos de ilusiones, a ver cuántos proyectos consiguen con el Presidente para sus comunidades.

ALA. La muchachada asegura que Cupido sigue suelto en el hemiciclo y ahora es un diputado cachureco el que anda pegado bajo el ala de una diputada del Pac... Ni sabe el hombre de dónde le van a caer con uno de su mismo partido, que también es “papi” de la Patria, pero, con mucho poder.

JUCOS. En el IAIP andan jucos porque Ebal no llegó a una audiencia y les mandó a decir que, si quieren, vayan a verlo a su despacho… ¡Ahhh! y previa cita... Será posible... La pelirroja se quita el nombre si no hace que respeten al IAIP... A ver, dijo el cieguito.

CLAVO. Ahora es que nadie es culpable de la coladera en la Marco Aurelio. Los chafas le tiran la pelota a los chepos y los chepos se la pasan de taquito a Santos Simeón... ¿Y Chang Castillo?... Ya de perdido que le echen el clavo a Mario Zelaya.

REO. Cómo queréis que me escape, dicen que le dice un reo a otro, vestido de mujer, que me salte el muro, disfrazado de repartidor de pizza, de custodio penitenciario.. O queréis que salga por el portón principal, como Pedro por mi casa... No hallan qué inventar.

MOSCAS. Será cierto que al importado ya le andan las moscas y que MS -que el pasado fin de semana estuvo de maestro de ceremonia allá en Gracias- ya tiene un pie en la Secretaría de Educación... Tan buen trabajo que ha hecho el hombre de San Matías.

JUDAS. Relajo y medio el que armaron ayer en la UNAH un grupo de vagos que se hacen llamar “estudiantes universitarios” y hasta le sacaron carrera a los pobres chepos. Sepa Judas de dónde sacan tantas turuncas esos vándalos enmascarados.

DAÑOS. La rectora jura y perjura que los vagos deberán pagar los daños que provocaron en el “alma nutricia”, como le encanta decir a la locomotora. Ojalá y cumpla sus amenazas, porque si no, los seudoestudiantes -que no quieren el 70 por ciento- la van a agarrar de ojo de gallo.

OLOR. Pero no todo es relajo, miseria y negativismo en estas latitudes. La “people” de San Marcos de Colón anda que no cabe porque el proyecto eólico va viento en popa, ya empezaron a montar las turbinas y ya sienten olor a despegue económico... ¡Vaya, hombre!...

PEAJE. Lamentable, se quejan en Casamata, que en el peaje de la CA-5 no perdonan ni a las patrullas policiales y no saben qué podría pasar si, el día menos pensado, hay una emergencia y no los dejan pasar de las casetas porque andan “paletas”... Que alguien me explique, pide el vocero Julián Hernández.