Investigación
Miércoles 07 de marzo de 2012

Policía de Honduras publica fotos de tres prófugos acusados de quíntuple crimen

10:59 pm  - Redacción 

Los presuntos asesinos, dos agentes y un civil, se fugaron el pasado viernes de las instalaciones del Comando de los Cobras de San Pedro Sula.

Tegucigalpa,

Honduras

Autoridades de Policía Nacional informaron ayer que se hacen operaciones en todo el país para dar con el paradero de dos policías y un civil prófugos, implicados en la muerte de cinco personas en 2009.

Como estrategia de búsqueda, desde ayer se hicieron públicas las fotografías de los policías Víctor Ramiro Corea Corea (23), originario de La Paz; y Javier David Mejía Escalón (23), originario de San Pedro Sula, así como del civil Llimen Lisandro Osorio Brizuela (42).
Los sospechosos se fugaron el pasado viernes del Comando Cobras en San Pedro Sula, donde estaban en calidad de depósito desde febrero de 2010.

Los dos agentes y el civil son señalados como los autores de la muerte de Dunia Aracely Chávez, Gloria Dolores Villeda, José Eugenio Borjas, Lesmin Roberto Juárez y Edwin Francisco Vásquez, ocurrida el 1 de diciembre de 2009.

Los cuerpos de las cinco personas aparecieron flotando en el río Ulúa el 1 de diciembre de 2009; sin embargo, habrían desaparecido el 28 de noviembre del mismo año, cuando varios hombres armados a bordo de vehículos llegaron a la colonia Brisas del Sol del sector Chamelecón para bajar a Dunia Aracely Chávez y Lesmin Roberto Juárez y meterlos a la vivienda en donde tenían amarradas a las otras personas.
Policía corrupta

Autoridades de la Policía de Investigación presumen que en la fuga de los imputados hay Cobras involucrados, por lo que el Ministerio Público ya empezó las averiguaciones.

Los policías estaban detenidos en calidad de depósito desde febrero de 2010 en la sede del escuadrón Cobras en la colonia Fesitranh de esta ciudad, debido a que gozaban de un beneficio amparados en el decreto de la Corte Suprema de Justicia que inhibía a funcionarios públicos y policías de ser remitidos a los centros penales.

El día de su fuga, los sospechosos iban a ser trasladados al centro penal sampedrano.

Desde esa fecha, la Policía ha efectuado varias operaciones en busca de los prófugos.

Hugo Velásquez, vocero noroccidental de la Policía Nacional, denunció que las condiciones de seguridad en que se encontraban los detenidos no eran las adecuadas para este tipo de casos.

Solicitó a la población que de tener cualquier información que les ayude a encontrar a los prófugos pueden comunicarse a los teléfonos 2550-3125, 2556-3237 o 2556-5232.

Este caso es similar al de los policías involucrados en la muerte de dos jóvenes universitarios, uno de ellos el hijo de la rectora de la UNAH, Julieta Castellanos.

Los principales sospechosos del crimen estaban recluidos en la jefatura metropolitana 1 y se les dio fin de semana libre, lo que facilitó la fuga.

Según un informe elaborado por el jefe de los Cobras, los tres sospechosos se habrían enterado de que iban a ser trasladados al centro penal sampedrano, por lo que huyeron para evitar ser encarcelados y condenados .

El traslado se haría a solicitud del mismo jefe policial ya que éste le había solicitado al juez se hiciera la remisión debido a que en el lugar no se contaba con las medidas de seguridad para mantenerlos recluidos.

Ahora los tres presuntos asesinos son buscados por agentes de la DNIC, Policía Nacional, Policía Preventiva e Interpol para que respondan en el juicio oral y público que se les sigue por el asesinato de cinco personas cuyos cuerpos aparecieron flotando en el río Ulúa.

Ver más noticias de Sucesos

Edición Impresa      23/04/2014

IHSS congela pago de incapacidades

ver la edición en pdf