Menores de edad
Jueves 08 de marzo de 2012

¡Alerta! Señales de maltrato

04:55 pm  - Redacción 

El abuso infantil constituye uno de los problemas sociales más graves y dramáticos que afecta a nuestros niños, no dejes que le pase a los tuyos. ¡Toma precauciones!

¡Alerta! Señales de maltrato
(Jose Gerardo Gonzales Escobar)
Tegucigalpa,

Honduras

Los casos de maltrato infantil van en aumento y son momentos como estos en los que los padres deben recordar la importancia de tomar precauciones para evitar que le pase a tus hijos. El maltrato infantil se define como todas aquellas acciones que van en contra de un adecuado desarrollo físico, cognitivo y emocional del niño, cometidas por personas, instituciones o la propia sociedad. “En la mayor parte de las ocasiones el maltrato o el abuso sexual es ejercido por personas cercanas a la familia o al núcleo social de la víctima pero esto no quiere decir que desconfiaremos menos en personas desconocidas”, explica Diana Maritza Ulloa, psicóloga.
Cuando un niño ha sufrido maltrato ya sea físico, emocional, sexual, negligencia o abandono, esto repercute en ellos de manera que sienten temor de hablar de lo que les pasa, porque piensan que nadie les creerá. “Otras veces no se dan cuenta que el maltrato al que son objeto es un comportamiento anormal y así aprenden a repetir este ‘modelo’ inconscientemente. La falta de un modelo familiar positivo y la dificultad de crecer y desarrollarse copiándolo, aumenta las dificultades para establecer relaciones ‘sanas’ al llegar a adulto”, comenta Ulloa.
Consecuencias del maltrato
Se hacen visibles a mediano y largo plazo en el desarrollo psicosocial y físico:
• Un niño maltratado tiene mayor riesgo de convertirse en un adulto maltratador y violento.
• Los que son maltratados severamente tienen mayor grado de aceptación frente al uso de la violencia y agresión.
• Uno de cada dos niños que son víctima de violencia grave considera que el castigo físico sirve para la formación.
Asegura su bienestar
En la mayor parte de las ocasiones, el abuso los toma por sorpresa, no saben lo que está pasando, están confusos, les engañan o amenazan y por ello la víctima no revela el hecho por diversos motivos como vergüenza, miedo al agresor, a las consecuencias, a la separación de personas queridas y por la culpa. Por esto es muy importante estar observando a nuestros hijos en todo momento y no obviar ningún suceso extraño.
“Como padre debes siempre recordarle a tus hijos que tienen toda la libertad y confianza en contar todo lo que les sucede siempre, manifestándoles que no los vas a criticar ni juzgar, que siempre estarás ahí para ayudarlos”, explica la psicóloga, quien sugiere realizarle siempre preguntas cerradas al niño para no apresurarlos o asustarlos.
¿Qué hacer?
Cuando un niño nos cuenta que está siendo víctima de malos tratos, debemos hacerle ver que vamos a hacer todo lo que esté en nuestras manos para evitar que siga siendo lastimado. Siempre actuar con prudencia y recordar que lo principal es proteger al niño. Debemos creer lo que el niño nos dice y reaccionar con calma para evitar asustarlo y generarle sentimientos de culpa.
Hay que explicarle que él no es responsable de lo que está pasando:
> Es obligación reportar esta situación a las autoridades competentes y definir con ellos los pasos a seguir.
> Si el niño ha sufrido maltrato físico grave y/o abuso sexual, deben constatarse las lesiones en una institución de salud (consultorios u hospitales). Buscar ayuda psicológica.

Ver más noticias de Mía 9 marzo